Luego de 6 meses de parate, Racing Club volvió al ruedo ante Nacional de Montevideo, si bien jugó mejor el bolso, cayó 1-0, gracias a un penal anotado por Gonzalo Bergessio, luego de un error de Arias.

Pasaron 188 días desde aquel heróico triunfo ante Aldosivi por 4-3 y éste cotejo ante Nacional, por la 3º fecha del Grupo F de la Copa Libertadores. El conjunto uruguayo llegaba con mucho más rodaje, en Argentina no se permitieron partidos amistosos, así que fueron 6 meses sin fútbol y sólo con algunos entrenamientos previos.

Pese a todo lo expuesto, Racing fue claramente mejor que Nacional, especialmente en el primer tiempo. Con el culto del cuidado del balón como bandera, dominó a su rival y casi convierte en dos chances claras, ambas salvadas por el buen arquero Rochet: una ante Cvitanich y otra sobre Garré.

La primer luz de alarma de los 6 meses de inactividad, fue la lesión de Rojas, que venía haciendo un buen partido y que termino la primera mitad parado para no complicarse más. El paraguayo no salió al segundo tiempo e ingresó por él Carlos Alcaraz.

Pero el segundo tiempo no fue lo que Racing expuso en el primero. Nacional se adelantó en el campo, la salida de la Academia por abajo, ya no era tan clara y las piernas parecían abandonar a los jugadores.

A los 7′, Arias quiso salir por abajo, sacó corto, rebotó en Miranda y produjo que un jugador uruguayo mandara un centro que de carambola se estrella en la mano de Mauricio Martínez, penal para el bolso que Bergessio, cambió por gol, con un fuerte remate al medio del arco.

Para colmo, a poco de sacar del medio, el árbitro chileno Garay, por una tonta falta, decide expulsar del juego a Augusto Solari. Duro de remontar para Racing, que tenía en menos do 5 minutos, un gol en contra y un expulsado.

Beccacece intentó refrescar el equipo con dos cambios: Lisandro López y Nicolás Reniero por Cvitanich y Benjamín Garré.

Racing volvió a dominar al equipo de Gustavo Munúa, pero si bien lograba tener la pelota, pero al principio no podía llegar con peligro, aunque conforme pasaba el tiempo, las revolcadas de Rochet, se empezaron a coleccionar.

Racing dio todo en pos del empate, pero no pudo alcanzarlo, el partido se fue con un tremendo remate de Iván Pillúd que el golero uruguayo envió al corner.

La Academia fue más, mereció mejor suerte y por un error y unos minutos de desconcierto, se quedó con las manos vacías. Ahora deberá volver a la senda del triunfo el próximo miércoles en Perú ante Alianza Lima.

Ricardo MaríngoloDestacadosPrimera divisionCopa Libertadores,Nacional (Uruguay),Racing Club
Luego de 6 meses de parate, Racing Club volvió al ruedo ante Nacional de Montevideo, si bien jugó mejor el bolso, cayó 1-0, gracias a un penal anotado por Gonzalo Bergessio, luego de un error de Arias. Pasaron 188 días desde aquel heróico triunfo ante Aldosivi por 4-3 y...