Por la 9º fecha de la Superliga, Racing fue a la Bombonera, en busca de descontarle puntos al puntero, y en un partido casi excelente, le ganó a Boca 2-1 con goles de Lautaro Martínez y Augusto Solari.

Luego de unas semanas en las que hasta se llegó a poner en duda la continuidad de Diego Cocca, Racing debía enfrentar a Boca en la mismísima Bombonera, parecía una derrota segura, pero el equipo tuvo personalidad, le respondió positivamente al DT y fue inteligente para llevarse el triunfo.

El partido arrancó con la amonestación del hoy capitán de Racing, Diego González, pero el Pulpo supo jugar con esa amarilla a cuestas y fue una de las figuras del equipo. Racing se plantó en tres cuartos, Boca no entendía nada, porque todos los rivales van a la Bombonera a defenderse y la Academia lejos estuvo de eso.

El xeneize manejaba el balón, tenía el protagonismo, pero el medio campo con Egídio Arévalo Ríos y el Pulpo González, se plantó muy firme y mantenía al local a raya. Sumado a que Lautaro Martínez, la figura y Enrique Triverio, que entró a último momento por Licha López con un cuadro viral, se complementaron muy bien, y volvieron loco a toda la defensa de Boca.

A los 36 minutos, Racing logra ponerse en ventaja, con saque de banda rápido para Lautaro, se la pasa a Triverio que recibe de espaldas y se la lleva y en el momento justo, se la da a Martínez, para que el Toro, con un derechazo impresionante, venza a Agustín Rossi para el gol.

Pero Boca no se amendrentó ante éste gol, fue para adelante y en el primer ataque, Miguel Barbieri no tuvo otra opción que darle un topetazo a Nahitan Nandez y Herrera cobró justo penal. La pelota la tomó Darío Benedetto y con un remate muy potente, se la cruzó a Juan Musso para lograr el empate en el cierre del primer tiempo.

Luego de los tumultos que se sucedieron al cierre del primer tiempo, tuvo comienzo la segunda mitad. La tónica fue la misma. Boca dominaba, tenía el protagonismo, pero Racing compensaba esa falta de juego, con mucho órden defensivo y jugando con alma y vida en cada pelota.

Enseguida, a los 8 minutos, una gran jugada armó Lautaro Martínez, que encaró a la defensa de Boca y con un pase milimétrico, al mejor estilo de Rubén Paz, lo deja solo a Augusto Solari, que primero hace un diagonal excelente y luego domina de derecha y define de zurda para vencer al arquero local.

Ahora sí la Academia pudo hacer lo que se siente cómodo, lo que no pudo hacer en el primer tiempo, que es retrasarse unos metros, jugar con la ventaja a favor y aprovechar la velocidad de Lautaro Martínez y Triverio, sumado al acompañamiento de Solari, otro que tuvo un gran partido.

Sin embargo, Boca intentó llevarse por delante a Racing, tuvo algunas chances, pero ninguna muy clara. Fue en ese momento que las figuras de Barbieri, Sergio Vittor y Juan Musso, terminaron de redondear la victoria merecida de la Academia.

El momento negro del partido fue cuándo Benedetto tuvo que dejar el campo de juego por una seria lesión. Si el árbitro lo hubiera expulsado por una tremenda plancha con las piernas para adelante contra Solari, no hubiese pasado lo de la lesión. Otro que también tendría que haber visto la roja fue el inaguantable Pablo Pérez, un jugador violento y que vive tribuneando.

Diego Cocca puede preparar el partido ante Independiente muy tranquilo, porque el equipo lo respaldó en la cancha, el plantel apareció en la Bombonera y ante el líder y le ganó con un espíritu alto.

http://www.academiadeemociones.com.ar/wp-content/uploads/2017/11/DPCPCP9X0AEOGsS-1024x694.jpghttp://www.academiadeemociones.com.ar/wp-content/uploads/2017/11/DPCPCP9X0AEOGsS-300x300.jpgRicardo MaríngoloDestacadosPrimera divisionBoca Jrs.,Racing Club,SúperLiga
Por la 9º fecha de la Superliga, Racing fue a la Bombonera, en busca de descontarle puntos al puntero, y en un partido casi excelente, le ganó a Boca 2-1 con goles de Lautaro Martínez y Augusto Solari. Luego de unas semanas en las que hasta se llegó a poner...