Si no se sufría no valía para Racing, la Academia llegaba como clasificado al partido final ante Deportivo Táchira, pero buscaba el 1º puesto. Y lo consiguió luego de ir perdiendo 0-2 en el Cilindro y darlo vuelta a falta de 4′, los goles: Diego Milito, Gustavo Bou y Brian Fernández.
racing_festejo_ante_tachira_crop1429067579002.jpg_1659091599
Estaba todo listo para vivir un partido tranquilo, porque la gente acompañó en las tribunas, el equipo viene respondiendo y el rival ya estaba eliminado y a decir verdad, es uno de los más flojos de la Copa.

Pero vino a la Argentina a hacer lío y vaya si lo logró, se cerró atrás para que Racing no pudiera llegar con pelota dominada al área, no dejaba que Óscar Romero sea el creador y dejaba que Francisco Cerro y Ezequiel Videla fueran los que trasladaban el balón.

Y arriba tenía a un inspirado Yohandry Orozco, que cada pelota que pasaba por su pies la convertía en peligrosa y a un picante José Meza.

Racing dominada las acciones, pero no llegaba al área y encima cuándo la perdía, se encontraba mal parado en defensa. Cómo ocurrió a los 29′ cuándo Videla quizo despejar, se trastabilló y dejó que Meza encare a Pablo Alvarado y defina con un tiro esquinado, imposible de atajar para Sebastián Saja.

Hasta ahí era merecido, pero no dejaba de ser inesperado, Racing iba con más enjundia que juego asociado, se diluia conforme iba llegando al área. Y el PT se fue sin pena ni gloria para Racing que caía en la desesperación en especial de José Contreras que vivió haciendo tiempo y fue amonestado por un horrible Carlos Orbe, que en el ST no cobró al menos dos penales para Racing.

El partido en Lima entre Cristal y Guaraní era ganado por los paraguayos con gol de Federico Santander, Racing perdía el 1º puesto y debería salir a buscar dos goles que se lo devuelvan.

Pero el destino quería jugar un poco con los corazones racinguistas y a los 3′ Meza encaró a la defensa y de nuevo, desde fuera del área se la acomodó a un palo a Saja.

Inmediatamente, Cocca mandó a la cancha a Brian Fernández por Romero y Racing comenzó a inclinar la cancha y a llegar con más peligro.

A los 12′ Alvarado gana una pelota increíble en defensa, encara y le da un pase bárbaro a Bou que se mete en el área, manda un centro atrás y Milito empuja la pelota al fondo de la red.

Pero había más, a los 24′ Marcos Acuña manda un córner picante, de ésos que nos tiene acostumbrados el Huevo, Alvarado la baja y Bou antes que pique le pega fuerte y bajo, Contreras reacciona tarde y Racing empataba un partido que era cuesta arriba.

Racing siguió llendo, por derecha, por izquierda, tiraba centros, hacía lo que podía, hasta que a los 46′ Brian Fernández tomó una pelota en la medialuna del área y le metió un zurdazo furibundo que Contreras no contuvo y fue el extasis, la explosión de los jugadores, hinchas, cuerpo técnico, todos.

Al arquero ya no le quedaron ganas de hacer tiempo y Racing se quedó con el 1º puesto, que se obtuvo con huevos, pero también con juego e inteligencia, fue un típico partido de Copa en dónde te complica el que mneos esperás, pero lo sacamos adelante.

Racing ahora espera que termine toda la última jornada para ver quién será su próximo rival, hasta ahora sería entre San Lorenzo o San Pablo.

http://www.academiadeemociones.com.ar/wp-content/uploads/2015/07/racing_festejo_ante_tachira_crop1429067579002.jpg_1659091599.jpghttp://www.academiadeemociones.com.ar/wp-content/uploads/2015/07/racing_festejo_ante_tachira_crop1429067579002.jpg_1659091599.jpgRicardo MaríngoloNoticiasPrimera divisionCopa Libertadores,Dep. Táchira,Racing Club
Si no se sufría no valía para Racing, la Academia llegaba como clasificado al partido final ante Deportivo Táchira, pero buscaba el 1º puesto. Y lo consiguió luego de ir perdiendo 0-2 en el Cilindro y darlo vuelta a falta de 4', los goles: Diego Milito, Gustavo Bou y...