Ni jugando mejor que el rival podemos obter, al menos, un empate. Boca llegò dos veces al arco de Sebastián Saja y las dos veces marcó, lo único que se puede rescatar es la actitud y los buenos pasajes del segundo tiempo.
Riquelme-Viola-disputa-pelota_OLEIMA20140309_0237_8
El PT fue aburrido por donde se lo mire, porque Boca con todos sus problemas a cuestas salió a dejar hacer a Racing y la Academia que no tiene menos problemas, no tiene ni idea como atacar, porque los problemas de equipo, siguen siendo muy marcados.

Nada había pasado en el partido, hasta que Emanuel Insúa tomó una pelota en mitada de cancha, corrio hasta el área con la atenta mirada de Ismaél Quílez que luego se come el amague del lateral Boquense, la toca para la llegada de Sánchez Miño que con un remate al primer palo pone el 1-0 para Boca a los 24′.

Nada más pasó en esa primera mitad, Boca siguió regalando la pelota, Racing fue sin ideas, nadie ayudaba a De Paul y el PT se terminó bajo una silbatina para el equipo que hacía vislumbrar cambios para el ST.

Merlo decidió no mover las piezas, pero a los 7′ Francisco Cerro pidió el cambio y entró Mauro Camoranesi, al ratito entró Luciano Vietto por Valentín Viola. Ahí Racing fue otro, presionaba más arriba, Bruno Zuculini jugando de 5 creció y recupero muchas pelotas, hasta pudo marcar con un cabezazo que se fue alto por muy poco.

Agustín Orión fue el protagonista de una jugada muy bien comandadad por Camoranesi, cabezazo de Vietto, el arquero la tapa increiblemente y luego el travesaño. Racing estaba haciendo méritos para lograr el empate.

A los 22′ el Cata Díaz toma a Esteban Savlejich de la camiseta y Silvio Trucco cobra penal que el goleador de Racing, Saja, cambia por gol.

Racing no se durmió y siguió llendo para adelante, Merlo metió a José Luis Gómez por Quílez, para atacar por las bandas. Camoranesi y De Paul eran los ejes de los ataques y lo hacían correctamente, solo una fatalidad podría dejarnos con las manaos vacías.

Y la fatalidad llegó a los 31′ con el nombre de Matías Cahais, que se trabó en el piso, Emanuel Gigliotti remató cruzado, Saja da rebote al medio y sólo llega Cristian Erbes para marcar la victoria Xeneise.

Ahí sí Racing se apagó, ese gol lo mató y lo dejó sin reacción alguna, otra vez las dudas, la disilución y a mirar la tabla del descenso nuevamente.

http://www.academiadeemociones.com.ar/wp-content/uploads/2015/06/Riquelme-Viola-disputa-pelota_OLEIMA20140309_0237_8.jpghttp://www.academiadeemociones.com.ar/wp-content/uploads/2015/06/Riquelme-Viola-disputa-pelota_OLEIMA20140309_0237_8-300x300.jpgRicardo MaríngoloNoticiasPrimera divisionBoca Jrs.,Racing Club
Ni jugando mejor que el rival podemos obter, al menos, un empate. Boca llegò dos veces al arco de Sebastián Saja y las dos veces marcó, lo único que se puede rescatar es la actitud y los buenos pasajes del segundo tiempo. El PT fue aburrido por donde se lo...