Que son amargos, es verdad. Que no tienen cancha, también. Pero fuera de todo eso el resultado cada vez que se juega un clásico de esta envergadura es victoria para ellos. No pude ser que la historia se repita una y otra vez.
El marco estuvo muy bueno, la hinchada como siempre ahí mancando en las buenas y en las malas, pero el equipo faltó nuevamente a la cita.
rac+-+ind+2
Salió dormido e Independiente vacunó al arranque y de allí en más fue el justo vencedor de un partido que ni por asomo estuvo cerca de empatar como después dijo Caruso.

Venía defendiendo mal con cuatro en el fondo y ayer con tres fue paupérrimo, el único que se salva es Marcos Cáceres que fue el salvador del equipo en más de una jugada e incluso pudo marcar por medio de un cabezazo en el primer tiempo.

En el medio hubo una decepción que a varios hinchas les duele reconocer, porque el peor fue Brítez Ojeda un jugador que se había ganado al hincha y ayer demostró que le peso el clásico. Grazzini también tuvo una mala tarde y ni que hablar de Lucero que es hora de que se tome un descanso.

Arriba la erró el entrenador, una dupla que ni asustó un poquito a la sólida defensa roja. Ramírez bancó, corrió, intentó, pero su principal función que es estar en el área no la hizo. Castromán estuvo muy lejos de los mediocampistas y del Jabalí.

Nobleza obliga me guarde un párrafo para Damián Ledesma que fue fustigado por mi crítica (con razón) pero que ayer jugo un partido a parte y demostró sus ganas de mejorar, además les gritó el gol en la cara, si Racing empataba hoy era el héroe de la hinchada.

Caruso Lombardi deberá encontrar el equipo (remarcando la palabra equipo) porque en seis jornadas no lo ha hecho, tiene el crédito abierto por lo que realizo en el pasado, pero los hinchas de Racing exigimos un presente.

http://www.academiadeemociones.com.ar/wp-content/uploads/2015/07/rac-ind-2-1024x674.jpghttp://www.academiadeemociones.com.ar/wp-content/uploads/2015/07/rac-ind-2-300x300.jpgRicardo MaríngoloNoticiasPrimera divisionIndependiente,Racing Club
Que son amargos, es verdad. Que no tienen cancha, también. Pero fuera de todo eso el resultado cada vez que se juega un clásico de esta envergadura es victoria para ellos. No pude ser que la historia se repita una y otra vez. El marco estuvo muy bueno, la...